Media Lab

En vivo

LOG IN

The Last Dance, capítulos nueve y diez: Seis veces campeones

por Rosalía Quintanar

21 mayo 2020

Finalmente, llegamos a los últimos capítulos de The Last Dance y la historia de cómo los Chicago Bulls ganaron su sexto campeonato de la NBA.

A lo largo de los episodios encontramos valores profundos como la fuerza, el respeto, la pasión, la determinación y sobre todo la resiliencia.Esta palabra significa la virtud que tiene una persona para superar adversidades y seguir adelante. Es un punto básico para cualquier persona que busca alcanzar sus sueños, la capacidad de superar adversidades. 

Michael Jordan fue un personaje y deportista "sobrehumano", la gente lo consideraba de otro planeta por su talento para superar situaciones traumáticas, como lo fue la muerte de su padre. También el perder una final de básquetbol, que para cualquier apasionado del deporte que no logra obtener la victoria, es un dolor que llega hasta el alma. 

The Last Dance se encargó de recrear todos los acontecimientos que no sólo marcaron la vida de cientos de fans a lo largo del mundo, fue un impacto a nivel personal de los jugadores de los Bulls  además de poner en alto el nombre del básquetbol.

Dos cosas fueron claras a lo largo de la época de los años 90: Todos querían ser como Michael Jordan y no habrá otro equipo como el de los Chicago Bulls en la NBA.

El quinto campeonato: "Pásame el balón. ¡Voy a estar listo!"

Los Utah Jazz no habían dejado de presionar en todo el partido. Era la última oportunidad para que los Bulls terminaran de una vez por todas el juego, pero Jordan sentía la presión, no lo dejarían tirar a gusto.

Sentado en la banca, podía presentir todos los gritos del estadio. La vista estaba fija en la duela, mientras alzaba débilmente los hombros tratando de hacer un plan para meter el balón antes de que fuera demasiado tarde.

La banca tembló con el peso de alguien más por su flanco izquierdo, uno de sus compañeros con el número 25 respiraba efusivamente mientras veía el marcador, era su última oportunidad. 

Michael lo miró y le dijo: "Prepárate Kerr".

Steve Kerr, con el corazón a todo lo que daba, respondió: "Pásame el balón. ¡Voy a estar listo!

Así fue, como en el año de 1997, Steve Kerr anotó la canasta definitiva que le daría a los Bulls la victoria del quinto campeonato. 

""

Tener confianza debería de ser una virtud en el alma que nadie puede quitarte. Pero las circunstancias nos hacen dudar de nosotros mismos; sin embargo, tener a alguien que nos ayude a creer en nosotros, es un regalo muy precioso que debemos de atesorar.

Las historias de quiénes fueron todos y cada uno en el pasado, deben de ser el mayor impulso en los momentos más tensos. Como obtener un trabajo, entrar a la universidad, conseguir una beca, o en este caso, ganar un torneo. 

La mejor parte de todos estos ejemplos, no fue el hecho en sí, sino el recorrido que se tuvo que hacer para conseguirlo. 

Sexto campeonato: El baloncesto en su máximo esplendor. 

Terminamos en el inicio del documental. Los Bulls preparándose para el último campeonato. Nadie imaginaría que la historia estaría por repetirse, ya que volvieron a enfrentarse a los Utha Jazz.

Hay que dejar en claro, y lo menciona Michael a lo largo del capítulo: para esa época, él no era el mismo del año de 1992. Cuando fueron sus primeros años en Chicago, estaba hambriento de victoria, pero en 1998, su hambre seguía en pie, pero el león estaba algo débil para seguir correteando a la presa que decía ser el rey de la selva.

Hay muchas historias que circulan a lo largo de todo lo que fueron los Bulls durante esos dos años. Como cuando Michael Jordan jugó uno de los partidos con fiebre a causa de una intoxicación por algo que comió el día anterior. Es increíble que a pesar de todo, tuviera la fuerza para levantarse y seguir jugando. 

También está Scottie Pippen, que en el último partido contra Utah, sufría de un terrible dolor de espalda y de todas formas encontró la energía para dar lo mejor de sí. Podríamos seguir mencionando las características físicas y emocionales que llevaron a los Bulls a ese preciso instante. Pero la canasta que cerró con broche de oro todo el esfuerzo del equipo fue el tiro final de Michael, que engloba por completo el deporte del básquetbol en todo su esplendor. 

""

Seis veces campeones 

¿Qué significa ser aficionado de un equipo? ¿Pertenecer a algo? ¿Sacar todas tus energías al ver los partidos? ¿Revivir aquellos momentos de gloria? ¿O simplemente por gusto?

El hombre, por naturaleza, tiene el deseo de pertenecer a un lugar y los Bulls, sin darse cuenta, le dieron una razón a toda la ciudad de Chicago de sentirse orgullosa.

El mundo nunca olvidará a aquel hombre representando a Estados Unidos que dejó su marca en los juegos olímpicos. Tampoco dejará de inspirar a las próximas generaciones de basquetbolistas que escogen su número de camiseta con el 23 solo por Michael Jordan. 

The Last Dance recalca toda la pasión de un deporte que inspira a muchos. Es el recordatorio de una dinastía que difícilmente podrá superarse. Describe paso a paso el arduo camino que recorrieron todos aquellos jugadores de los Bulls que orgullosamente son llamados ahora como los "Seis veces campeones". 

 

Tal vez te pueda interesar leer sobre: ¿Por qué unos virus mueren en el verano y otros no? 


Te puede interesar

Lo más actual directo a tu mail

Suscríbete a nuestro Newsletter