Media Lab

En vivo

LOG IN

Ciudad de mujeres, cinco razones por las que tienes que leerlo

por Ilanna Guillén

7 febrero 2020

En la vida de una mujer, llega un momento en que se cansa de sentirse culpable todo el rato. Y desde de ese momento, es libre de convertirse en quien verdad es.  -Ciudad de Mujeres, Elizabeth Gilbert

La escritora Elizabeth Gilbert, autora de Creer, Rezar y Amar, llega con un nuevo libro para deleitarnos. El texto narra la historia de Vivian Morris, una chica de 19 años que se muda a Nueva York en los años 40. Su llegada a la Gran Manzana esta llena de emoción, glamour y oportunidades.

Gracias a su tía y a su prodigiosa habilidad con la maquina de coser, se convierte en la vestuarista estrella del Lily Playhouse, el decadente y simpático teatro del que su tía es dueña. Sin embargo, los días se volverán un reto cuando la guerra azota el mundo y ella junto con sus amigas tendrán que buscar nuevas oportunidades, amores y lugares donde poder seguir siendo ellas. 

El Glamour de Ciudad de Mujeres

Conocemos muy bien el brillo y extravagancia de los años 20, pero los 40 no se quedan atrás. En una sociedad salida de la Gran Depresión es impresionante la manera en la que Nueva York empieza a florecer de nuevo como la ciudad que nunca duerme.

Gilbert dibuja con sus palabras un ambiente lleno de música, baile, glamour y extravagancia; donde una joven de 19 años es apantallada por todo lo que la rodea. La moda es un importante factor en la vida de Vivian, ya que sus habilidades como modista la llevaran a ser muy popular entre las actrices del Lily Playhouse. Los mejores vestidos, los accesorios mas icónicos y las tendencias más extravagantes son lo rodeara la vida de nuestra protagonista.

Tercera llamada...comenzamos

La vida dentro del teatro será vital para el transcurso de la historia, ilustrando como era el entretenimiento de la época. El Lily Playhouse no es el gran teatro de Broadway al que estamos acostumbrados; sino un pequeño, y algo estridente, lugar donde las personas trabajadoras van a divertirse. Los pequeños dramas, operetas y musicales presentados en el escenario nos enseñan que el público solo deseaba poder reír un rato, suspirar un poco y olvidarse de sus vidas por un momento.

Desde las voluptuosas coristas que dejaban a los hombres embelesados y a sus mujeres furibundas, las canciones simples y con rimas pegajosas y las escenografías desgastadas necesitaban urgentemente de la mano mágica de Vivian. Empezando con remiendos sencillos de los vestuarios hasta la creación de unos desde cero, presentaron a nuestra protagonista un reto laboral. 

Vivian aprende a utilizar telas y ropas de segunda mano y a transformarlas en glamorosos vestidos, medias, corpiños, faldas y demás prendas necesarias para el escenario.

Todas para una y una para todas 

El título te da un pequeño spoiler  de la historia, pero no esta de mas recalcarlo. Las mujeres que rodean a la protagonista y la forma en que se relaciona con ellas afectaran el transcurso de su vida. A los 19 años lo único que nuestra protagonista buscaba era tener relaciones con mujeres que la hicieran sentir mayor y consigue ese tipo de relaciones. Se junta con mujeres que la llevan de fiesta, que la ayudan a seducir a los hombres y con quienes llegar a dormir a las cinco de la mañana.

Conforme ella madura, también lo hacen sus amistades; deja de buscar a aquellas chicas que solo están para pasar un rato y encuentra esas amigas que son para toda ocasión. Las relaciones femeninas en el libro demuestran que unidas siempre van a lograr más cosas que separadas y que una mala amistad puede arruinarte.

Empoderamiento color de rosa

Vivian es una niña que se convierte en mujer por si misma, sin dejar atrás su feminidad, su vanidad y su amor por la moda. Nos presenta como cuando somos chicas pensamos que podemos comernos al mundo en dos mordidas y que, aunque lo creamos, no es cierto. La chica tiene que aprender a dejar de ser una niña soñadora e impulsiva, con ganas de todo y sin hacer nada, para convertirse en una mujer que sabe lo que quiere, como lo quiere y que realmente hace algo para conseguirlo. 

Ciudad de Mujeres toca temas como el establecimiento de un negocio propio, el matrimonio (o la falta de uno), el sexo, el amor, la soledad, la maternidad y sobretodo el romper los moldes en los que creciste. Vivian entenderá que un anillo en su dedo no significa la felicidad eterna, que el sexo no es el tabú que su madre siempre le hizo creer y el amor no necesariamente es hacia un hombre; también puede ser hacia ti misma. 

La guerra en ojos femeninos

Vivian tiene que vivir la Segunda Guerra Mundial, al principio es simplemente un rumor al otro lado del océano, algo que parece tan lejano que es irreal. Pero cuando la ciudad se queda sin hombres, la comida es racionalizada y el entretenimiento es un lujo excesivo; Morris entenderá hasta qué punto aquel hombre llamado Hitler y su ejercito nazi afecta su vida. Su vida en el teatro migrará a un formato más sencillo pero con una misión mucho más importante; inspirar a los armadores de buques de guerra a no rendirse. En el mientras, Vivian sufrirá el cambio tan temido por todos; madurar. Conforme avanza la guerra, avanzara la vida de esta chica y se verá manchada por los destrozos y el miedo de lo que pasa al otro lado del océano.

Y cuando por fin termine la guerra también se tendrá que enfrentar a que la vida no volverá a ser la misma. Aquellos soldados que regresaron no son los mismos muchachos que se fueron, no tendrán las mismas metas o sueños que antes tenían y por ende, no tendrán la misma capacidad de amar y crecer como antes lo hubieran hecho. La parte postguerra tendrá tanta importancia en su vida como la guerra en sí.

Elizabeth Gilbert crea una historia llena de amor, lucha, amistades y mucho brillo, perfecto para todo aquel que desee ver un tiempo difícil de la historia desde los ojos de una mujer difícil para la época. Ciudad de Mujeres es un libro que queda marcado en el alma de todo el que lo lee. 

 


Lo más actual directo a tu mail

Suscríbete a nuestro Newsletter