LOG IN

3 errores de Marketing Digital que aparecen en “Emily in Paris”

por Vanessa Priego

21 octubre 2020

“Emily in Paris”, la nueva serie original de Netflix, estrenó su primera temporada y desde el primer capítulo, internet explotó. Desde los outfits, pasando por las escenas de la cosmopolita vida parisina y culminando en la carrera en Social Media de la protagonista, esta serie definitivamente es el sueño de muchos.

Pero enfocándonos en el marketing y las redes sociales, ¿lo que nos cuenta la serie es verdad? Hoy estos tres errores que todo Social Media Manager debió reconocer.

1. Los hashtags ambiguos no generan crecimiento

Al iniciar la serie, vemos que la cuenta de Emily tiene poco menos de 50 seguidores. Conforme sube fotografías muy casuales acompañadas con hashtags que realmente no nos dicen mucho, se convierte en influencer en meses e incluso la invitan a eventos exclusivos. ¿Esto es real? No, absolutamente no.

El algoritmo de Instagram permite localizar todo tipo de publicaciones solo con los hashtags. Estos deben de ser lo más exactos posibles y deben de estar directamente relacionados con tu contenido. De esta forma, será más fácil crear una comunidad que comparta los mismos gustos.

Sin embargo, en la serie solo vemos a Emily poner cualquier tipo de hashtag. No hay una coherencia entre las publicaciones, por lo tanto, no tendría tantas impresiones en la vida real. Consecuentemente, no podría crecer tan rápido como lo retrata capítulo tras capítulo.

Sí, es real que vivir en un departamento hermoso en la capital francesa y vestirse increíble puede interesar a mucha gente, pero sin clasificar adecuadamente los hashtags y el contenido; las publicaciones se perderían en el limbo del algoritmo.

2. ¿El contenido de Emily aporta o aburre?

Hablemos en serio, ¿una selfie de alguien que no conoces comiendo un croissant tendría mucha relevancia en tu feed?

Si la respuesta es no, creo que ya viste mi punto. El contenido de Emily no es relevante si eres alguien que no la conoce.

Es por eso que, si buscas crecer en una red social como Instagram, es importante que te tomes enserio la planeación de tu contenido: ¿sobre qué tema quieres hablar? ¿qué tema quieres que esté relacionado contigo?

Sería diferente si en la descripción de la foto, Emily nos mencionara los mejores lugares para comer un croissant en París o consejos para tomarse la selfie perfecta. ¿Ves cómo podemos aportar algo al usuario con una sencilla foto? Es cuestión de pensar en la persona que nos estará viendo tras la pantalla y encontrar la manera de aportarle algo.

Recuerda que Instagram funciona con un algoritmo y este beneficia a quienes crean contenido que haga que los usuarios permanezcan en la app el mayor tiempo posible. Tener buenas fotografías, descripciones interesantes, incluir la ubicación de la foto y subir historias constantemente son algunas de las cosas que puedes hacer para crecer poco a poco tu perfil.

Y no, no es necesario que te vayas a otro lugar para hacer eso.

3. Crecimiento exagerado

¿De 48 seguidores a 10 mil en menos de 6 meses? Tienes que haber salido en una película nominada al Óscar o tener una vida demasiado fuera de lo común para que esto pase, o ser alguien así. Y ni esto asegura que tu perfil crezca de esta manera. La otra es invertir mucho dinero. 

“Emily in Paris” muestra una chica en sus 20 trabajando en una agencia de marketing en una de las ciudades más visitadas en el mundo. Si lo describimos de esa forma, claro que esto puede interesar a muchas personas. Sin embargo, regresando al mismo punto, no sabes todo eso a través de las fotografías que comparte.

Es todavía más irreal pensar que el contenido que ella comparte podría llegar a alguien como la Primera Dama de Francia como lo vemos en un capítulo de la serie.

Para crecer en Instagram, por poner un ejemplo, puedes seguir las siguientes estrategias:

  • Aprovechar todas las herramientas de la plataforma como Instagram TV o los Reels. De esta forma, podrás generar más impresiones lo cual se puede reflejar en un mayor número de seguidores
  • Incita a que la comunidad interactúe contigo y entre ellos. Esto lo puedes lograr haciendo encuestas en tus historias o pidiéndoles que dejen algún comentario en tus publicaciones.
  • No publiques de más. Publicar diario puede llegar a aburrir e incluso fastidiar a los seguidores. Revisa tus estadísticas y de esta forma podrás ver los horarios más convenientes para publicar.

¿Ahora ves que crecer en redes no es tan fácil? Pero, ¡no te preocupes! Es cuestión de poner en práctica estos simples consejos y dedicarle unas horas a pensar en qué quieres compartir. Esta serie es un gran ejemplo de que podemos hacer una publicación maravillosa de momentos cotidianos así qué, ¿tú que contenido de valor puedes aportar?

--

Te podría interesar: Pan de muerto, la nueva tendencia en Instagram


Lo más actual directo a tu mail

Suscríbete a nuestro Newsletter