MBFWMx: los contrastes del Fifty Mils

En una noche normal, las botellas detrás de las barra del bar Fifty Mils son las protagonistas de la velada, pero el 22 de octubre estas pasaron a un segundo plano, pues las miradas del lugar siguieron atentamente a las modelos que lucieron la colección primavera-verano de Julia y Renata, y de Alexia Ulibarri, como parte de la Mercedes-Benz Fashion Week Mexico City.

Los contrastes de desplegaron por la alfombra del bar considerado dentro de los mejores 50 del mundo.

Primero, al compás de Jay Jay Johanson, los claroscuros y los pliegues de las prendas diseñadas por Julia y Renata le dieron vida a la pasarela. Variedades de beige y el blanco compartieron reflectores con el negro, obedeciendo una única regla: no más de dos colores en los atuendos que destacaban por su abundante volumen y holgadez.

No había pasado una hora desde que las modistas tapatías recogieron el aplauso de los asistentes, y las luces del bar del hotel Four Seasons de Paseo de la Reforma se apagaron, anunciando el inicio de la segunda pasarela de la noche.

La sutileza de Julia e Ibarra estuvo ausente en las prendas de Alexia Ulibarri, que abrieron las puertas al neón y las transparencias. El verde fluorescente se adueñó de las botas, las mangas y las faldas de la colección. Las flores también tuvieron mucho que decir en los estampados que comenzaban en el cuello y concluían en los talones.

Como no podía ser de otra manera, la jornada terminó con un brindis entre los asistentes, poniendo fin a las actividades albergadas en el Four Seasons en la MBFWMx 2018. Aunque, como declaró el presidente del evento Cory Crespo en redes sociales, no es un punto final, sino punto seguido en la relación del hotel con la semana de la moda.

Héctor Tapia Martínez

Compartir

Newsletter

Suscríbete a nuestro Newsletter.