#GraciasManu: Una despedida para el ‘Pibe’ Ginóbili

Un pequeño de Bahía Blanca, Argentina, sabía que su futuro estaría en el baloncesto. Su familia ha vivido el deporte ráfaga con un padre entrenador en casa, Don Jorge, y dos hermanos, Leandro y Sebastián, que dieron el ejemplo al menor de ellos, Emanuel Ginóbili. Su carrera se propulsó rápidamente, pero eso no volvió loco al pibe que terminó por adueñarse de las duelas de la NBA con los San Antonio Spurs de Greg Popovich.

 

Los inicios de 'Manu'

 

La historia profesional de Ginóbili comenzó en La Rioja durante el año de 1995 cuando hizo su debut con el Club Andino ante el Peñarol de Mar del Plata. Con el "Torito" se adjudicó el mérito al novato del año y, por ello, el Club Estudiantes lo llevó a sus filas para después permitirle el salto al Viejo Continente.

 

A su llegada a Italia con el Viola Reggio Calabria, 'Manu' sorprendió a propios y extraños al promediar más de 15 puntos por partido, 3.1 rebotes, 2.4 asistencias y 3.2 robos. Gracias a esas actuaciones, el '20' no pasó desapercibido y, en 1999, fue seleccionado en la segunda ronda del Draft de la NBA por los San Antonio Spurs.

 

Ginóbili sabía que el sueño se había cumplido, pero, previo a hacer el gran cambio, decidió quedarse en la bota por un par de campañas más. El Virtus Pallacanestro Bologna le llenó el ojo y 'Manu' volvió a responder al haber conseguido la liga de 2001 -donde fue elegido como el jugador más valioso-, dos Copas de Italia y una Euroliga como el Jugador Más Valioso de Las Finales ante el Saski Baskonia de España.

 

Un legado formado en la NBA

 

El 2002 fue el año decisivo para llegar a la liga más dominante del orbe. Su arribo cuasó dudas en un equipo como el de Greg Popovich y Tim Duncan, ya que, en ese entonces, un "europeo" en la NBA era siempre puesto en duda de qué podría aportar al basquetbol estadounidense. Ellas desaparecieron cuando se ganaron dos campeonatos en los primeros tres años de Ginóbili en Texas y, posteriormente, cuando se colocó como figura indiscutible al haber obtenido el premio al mejor Sexto Hombre del Año en el curso 2007-2008.

 

 

Bajo las órdenes de Popovich y junto a los eternos Tony Parker y Tim Duncan, el escolta consiguió cuatro trofeos Larry O'Brien en total: 2002 (ante New Jersey Nets), 2005 (ante Detroit Pistons), 2007 (ante Cleveland Cavaliers) y 2014 (Miami Heat).

 

La esfera internacional con Argentina

 

Ginóbili vistió por primera vez los colores de su país en el Mundial de Atenas 1998 y consiguió su primera medalla el próximo año en el FIBA Américas de Puerto Rico al obtener el bronce ante los anfitriones. Más adelante, en 2001, ante su público, los sudamericanos se adjudicaron el oro en la misma competición para comenzar así la mejor etapa en la historia del baloncesto argentino.

 

El primer golpe vino en la Copa del Mundo de Indianápolis 2002 cuando vencieron en semifinales a la quinteta de las barras y las estrellas que no perdía un duelo desde 1992, el año de nacimiento del mítico "Dream Team". En esa ocasión, los dirigidos por Rubén Magnano terminaron volviendo a casa con la presea de plata y 'Manu' como uno de los integrantes de la quinteta ideal del torneo.

 

Un año más tarde volvieron a levantar una medalla en Puerto Rico -plata en FIBA Américas 2003-, pero 2004 fue cuando todo el planeta se rindió ante la ahora conocida como "Generación Dorada" de Argentina. Se jugaban los Juegos Olímpicos de Atenas 2004 y Estados Unidos se volvería a encontrar con su verdugo latino en semifinales.

 

En el partido de eliminación directa, la celeste y blanca tomó las riendas del encuentro desde el comienzo y, con una destacada actuación de 29 unidades por parte de Ginóbili, logró pasar a la gran final con un marcador positivo de 89 a 81. Ante Italia, en el último desafío, los pupilos de Magnano ganaron por casi veinte puntos (84-69) para colgarse el reconocimiento más grande de su historia: el oro olímpico.

 

Los años siguientes traerían algunos logros más para el ahora pibe de 41 años como lo fueron el bronce en los Juegos Olímpicos de Beijing 2008 y un oro en el FIBA Américas que pudo disfrutar en casa ante la gente de Mar del Plata.

 

Emanuel David Ginóbili se retiró da la quinteta nacional después de que esta fue eliminada en los cuartos de final de Río 2016 ante los Estados Unidos de Kevin Durant con un luminoso desfavorable de 105 a 78.

 

Compartir

Newsletter

Suscríbete a nuestro Newsletter.